Con uñas y dientes RD se defiende en foro de la ONU por señalamientos de «racismo sistémico y abuso a los haitianos»

La consejera de la Misión Permanente de la República Dominicana ante las Naciones UnidasLuz Andújardefendió la solidaridad de República Dominicana con Haití y consideró como una «irresponsabilidad» verter informaciones contrarias sobre el trato dado por pueblo dominicano a los haitianos.

El pronunciamiento se produjo este miércoles durante la segunda sesión del Foro Permanente sobre los Afrodescendientes de las Naciones Unidas. Andújar dijo a Diario Libre que pidió un turno para agotar su derecho a réplica luego de escuchar cómo las panelistas Gay Mcdougall, Barbara Reynolds y la secretaria general de la Asociación de Estados del Caribe, June Soomer, se refirieron negativamente sobre la República Dominicana, acusando al Estado dominicano de racista y abusador de los derechos de los haitianos.

«República Dominicana ha sido el país más solidario con Haití y es una gran irresponsabilidad venir a este foro a verter informaciones que no se corresponden en mínimo con la realidad, ya que la verdadera realidad es que nuestro país dedica una gran cantidad del presupuesto nacional a la prestación de servicios de salud a decenas de miles de haitianos que viven a buscarlo en nuestra red pública por la imposibilidad de encontrarlos en Haití, como ejemplo el 32.4 % de los partos en los hospitales públicas son de inmigrantes haitianas. Estos servicios son ofrecidos gratuitamente, así como la educación y otros, los niños haitianos reciben un trato digno», expresó la diplomática.

La República Dominicana también recibió críticas por las deportaciones a los haitianos, por haber reforzado la seguridad en la frontera con la compra de helicópteros y vehículos blindado, y construir un muro en la línea divisoria.

Andújar relató que Soomer, miembro del Foro, denunció que República Dominicana deporta niños haitianos y hasta afrodescendientes sin importar si son haitianos o no y que la panelista Gay Mcdougall mencionó al país en una lista de los países que abusan de los derechos humanos de los haitianos.

En el turno que solicitó para defender al país, Andújar recordó a los presentes que República Dominicana es una nación soberana que tiene sus leyes migratorias pese a la situación que vive el pueblo haitiano, al que por demás apoya de forma desbordada.

«Ahora bien, como Estado soberano que somos, República Dominicana tiene sus leyes y tiene que hacerlas cumplir, sin obviar que la responsabilidad primaria del Estado dominicano es con su población, recodándoles a todos que nuestra integridad territorial y la seguridad nacional son un derecho que nos corresponde y lo haremos hacer valer», enfatizó. 

Convidó a países que han expresado su apoyo a Haití, azotado por las bandas criminales, altos niveles de inseguridad y hambruna a pasar a los hechos.

«A todos los que de alguna forma han expresado su apoyo ante la grave situación que hay en Haití se les exhorta a que vayan más allá de las palabras e ir directo a los hechos como lo ha hecho mi país a través de los años con Haití… Finalmente quiero recordarles las palabras de mi presidente, Luis Abinader, de que no hay ni habrá nunca una solución dominicana a la situación haitiana».

Compartió con Diario Libre las palabras textuales de una de los cinco miembros del Foro Permanente sobre los Afrodescendientes de las Naciones Unidas, June Soomer.

Texto íntegro de la June Soomer

Soomer es una santulence miembro de la Foro Permanente sobre los Afrodescendientes de las Naciones Unidas y secretaria general de la Asociación de Estados del Caribe.

Haití comparte frontera con República Dominicana y el hecho de que desde 2013 ha habido trabas constitucionales en el camino de los haitianos en nombre de la ciudadanía. A los haitianos que han vivido en ese país durante siglos, se les está negando su ciudadanía y documentos. Cuando los paran, algo aprendido de Estados Unidos, parándolos en el camino, no tienen ningún documento para mostrar.Otra cosa que ha hecho la República Dominicana es empezar a construir un muro en la frontera, algo aprendido nuevamente de los EE.UU. Tenemos que hablar de estas cosas. No podemos hablar solo de las políticas de desnaturalización en RD, la construcción de los muros, etc., sino de la militarización en las fronteras.Hace dos años, por primera vez desde 1961, RD compró helicópteros, portaaviones, vehículos blindados y camiones antidisturbios para instalarlos en la frontera entre República Dominicana y Haití. Si no denunciamos estas cosas, continuarán y haremos la vista gorda.Los niños de ascendencia haitiana están siendo deportados sin sus padres, esto está en un informe de Unicef. Tenemos que hablar en contra. Tenemos que hablar del hecho de que mensualmente miles, algo así como en el lapso de tres meses, 36 mil personas han sido deportadas de República Dominicana a Haití.Las personas afrodescendientes en República Dominicana, sean o no de ese país, son consideradas afrodescendientes y enviadas a Haití aún sin vínculos ancestrales.(Texto traducido al español)

HTML5 Icon

Entradas relacionadas